No me gustan los lunes

No me gustan los lunes, el musical

Imaginemos que es un lunes: Muchos, se levantan quejándose. Comienza la nueva semana con nuevos retos, pendientes que cumplir o simplemente, entregarse una vez más a la rutina. El despertador, ese gran enemigo chillón nos saca de la cama y nos avienta a la regadera.

Hasta aquí parece un Lunes común y corriente. Un lunes que a todos los adultos nos ha pasado en una o muchas etapas de nuestra vida, pero…

Ahora imaginemos, hagamos un pequeño viaje en el tiempo: Lunes 29 de Enero de 1979, estamos en San Diego California y los niños del Cleveland Elementary School se disponen a iniciar clases, todos excepto Brenda Ann Spencer que vive frente a la escuela en el barrio de San Carlos.

Brenda Ann Spencer

Brenda Ann Spencer

Brenda es una niña, hija única, de 16 años que se quedó a vivir con su papá después de el divorcio de sus padres, es bastante alta para su edad, desaliñada y cohibida en la escuela, su actitud es notablemente negativa y justo este lunes no irá a la escuela.

En lugar de preparar sus útiles escolares, se quedará mirando a la escuela desde la mira telescópica de un rifle calibre 22 que su padre le había regalado junto con quinientos, si, dije quinientos cartuchos útiles para Navidad…

Desde su trinchera, disparará y logrará herir a nueve de sus compañeros, matar al conserje y al director de la escuela. Durante seis horas permanecerá refugiada en su casa amenazando con seguir disparando y al final con suicidarse en el cuarto donde sólo tiene un colchón, el cual comparte con su padre, supuestamente alcoholizada, comenzará a disparar, aunque cuando la detengan no presentará rastros de alcohol en la sangre.

En el tiempo que permanezca atrincherada, un reportero la entrevistará por teléfono, preguntando porque realizó más de 30 disparos a los que ella llama “objetivos fáciles”. Brenda sin el menor remordimiento sólo contestará: No me gustan los lunes.

El musical

Aquí es donde ustedes se preguntan: ¿Qué tiene eso de musical? Aparentemente nada, pero para el irlandés Bob Geldof, junto con su grupo The Boomtown Rats, está historia les trajo un éxito musical que estuvo cuatro semanas en el número uno de las listas musicales del Reino Unido.

Una sugerencia, pongan mucha atención la próxima vez que alguien les diga: No me gustan los lunes

Comentarios

Comentarios